La importancia de beber agua

La importancia de beber agua

¡Vitalista! ¿sabías que el 60% del cuerpo humano está compuesto de agua? Por esta razón es muy importante mantenerse hidratado. No se dice exactamente qué cantidad de agua debemos beber cada día pero sí que se recomienda consumir al menos 1,5 litros y no pasar los 3,5. Es decir, ni poco, ni mucho, además dependerá de tu actividad diaria. Lo mejor del agua es que también puedes consumirla en tés, infusiones o limonadas caseras. Eso sí, no bebas agua sólo cuando tengas sed porque eso significa que tu cuerpo ya empieza a deshidratarse, tienes que ir bebiendo constantemente. 

Existen razones que hacen que el consumo de agua sea vital en nuestra vida. ¡Toma nota y si aún no bebes suficiente agua, empieza a hacerlo! 

- Ayuda a desintoxicar e hidratar el cuerpo. La deshidratación puede hacer que nuestro metabolismo se vuelva más lento. En cambio si bebemos suficiente agua ayudaremos a nuestro sistema digestivo a procesar los alimentos y podremos evitar el estreñimiento. 

- Perder peso. El agua es un aliado fundamental para perder peso. Al contrario que otras bebidas no tiene calorías, ni nos hará retener líquidos y tampoco nos hinchará. Además, muchas veces pensamos que tenemos hambre cuando realmente tenemos sed. 

-Por otra parte, y relacionado con el punto anterior, cuando empezamos a perder grasa en nuestro cuerpo se liberan ciertas toxinas y el agua nos podrá ayudar a eliminarlas. 

- Alivia la fatiga. Cuando en nuestro cuerpo hay un nivel bajo de agua, o menos del que debería, el corazón tiene que hacer un sobre esfuerzo para llevar sangre por todos los órganos y células, cosa que puede ocasionar fatiga.

- Regula la temperatura corporal. Si tenemos la temperatura corporal bien regulada posiblemente nos sentiremos con más energía, además de que el agua nos ayudará a mantener los músculos y articulaciones hidratados, cosa que puede evitar que padezcamos calambres y esguinces.

- Puede evitar el dolor de cabeza y migrañas. Muchas veces estos dolores pueden estar causados por deshidratación.

- Ayuda a mantener la piel hidratada. Consumir agua puede ayudar a regenerar los tejidos de la piel y a aumentar la elasticidad de la misma. Asimismo puede ayudarnos con problemas de piel como el acné, las cicatrices u otros síntomas del envejecimiento. 

-Puede mejorar el sistema inmunológico. Si nuestro organismo recibe una cantidad adecuada de agua puede mejorar el sistema inmunológico, cosa que permitirá que pueda luchar contra ciertas enfermedades. 

Ya lo sabes vitalista, debes beber más agua. Recuerda beber incluso cuando no tengas sed para poder mantener tu cuerpo hidratado. Si te cuesta beber agua porque te cansa o te aburre puedes probar a hacerlo de distintas formas, una de ellas es en tés o infusiones. Sea como sea ¡no te olvides de beber! 

, , , , , , , , , ,