La cena de Navidad perfecta

La cena de Navidad perfecta

Como es habitual en estas fechas, la comida y la bebida abarrotan las mesas. Los platos tradicionales, exclusivos y/o arriesgados acaparan el centro de atención de toda la familia, ya que son estas comidas o cenadas navideñas la excusa perfecta para reunir a todos los comensales, no obstante pueden convertirse en excesos perjudiciales para la salud.

Es por ello que la elección de los ingredientes ha de ser la adecuada y al agrado de todos. Quizá sea fundamental separar el menú de los niños al de los adultos e incluso ir más allá, decantarse por la carne o el pescado. Por supuesto, no es necesario descartar ninguna de las opciones siempre y cuando se prefieran degustar ambas.

A pesar de todo ello, lo que se debe hacer es reunir el mínimo número de calorías posibles en nuestros platos, por lo que es fundamental introducir como ingredientes estrella las frutas, las verduras y como no, los frutos secos. Todos estos alimentos aportarán nutrientes esenciales a nuestro organismo, así como grasas de origen vegetal y grandes dosis de vitalidad.

Es muy recomendable evitar fritos y alimentos altos en hidratos de carbono, sobre todo antes de ir a dormir, pues se convertirá en grasa para nuestro cuerpo además de que entorpece el proceso de conciliación del sueño. El exceso de azúcar también es negativo.

Cuidar tu alimentación en Navidad puede ser la clave del éxito para disfrutar al máximo de cada momento. Vitalista, si tienes problemas con la elección de las comidas, he aquí nuestra creación. ¡Toma nota!

CENA SOYVITAL:

- Ensalada variada con frutos secos y/o frutas desecadas

- Tostas de hummus casero

- Hojaldre de calabaza y nueces

- Guarnición de verduras a la plancha con pescado y piñones / Rollos de ternera con salsa de castañas

-Pieza de fruta

- Surtido de dulces caseros / Trufas crujientes con frutos secos y chocolate negro

El equipo de SoyVital apuesta por alimentos ligeros. No obstante, siempre es agradable pegar un bocado a aquello que no comemos habitualmente. Nuestro consejo es saber cómo compensar y conseguir un equilibrio entre lo sano y lo menos sano, es decir, si se apuesta por la elaboración y/o ingesta de algún plato un tanto pesado, posteriormente pásate a algo más light.

La cantidad de nuestros platos también es importante. De nada sirve la ingesta de alimentos sanos si la porción es desmesurada. Ten en cuenta que cuanta más variedad en la mesa, más pequeña ha de ser la medida.

¡Vitalista, esta Navidad come sano y vive más feliz!

, , , , , , , , , , , , , , ,