Entrenador personal

Entrenador personal

Seguramente has percibido que en los últimos años ha habido un aumento en el número de gimnasios así como en el conocimiento y existencia de la figura del entrenador personal, incluso en conversaciones en tu círculo de amistades o familiares.
Cada vez se ven en nuestra ciudad, se abren más clubs deportivos y crecen los profesionales se dedican exclusivamente al mundo del entrenamiento, todo ello debido a una creciente demanda del deporte como principal solución para mejorar la salud y el bienestar de una sociedad con malos hábitos que por lo general está haciendo que aumenten la posibilidades de obesidad y enfermedades cardiovasculares en muchas personas.
En este comienzo de conciencia social orientada hacia una vida más saludable, destaca la figura del entrenador personal. Si quieres perder peso, mejorar tu salud, estar en forma, en definitiva, mejorar la calidad de vida, la contratación de un entrenador personal puede ser más que un paso en la dirección correcta. Pero…
¿Qué es realmente un entrenador personal? ¿Qué beneficios puede aportar?
En términos generales, se puede decir que un entrenador personal se encarga, principalmente de ayudar a las personas a alcanzar sus metas para la mejorar de su salud proponiendo programas efectivos y adecuados, donde se pueda sacar la máxima rentabilidad.
Pero, ¿es un servicio caro? En proporción a lo que se ofrece, diremos que rotundamente NO, además, en la actualidad existen precios variables de entrenadores personales, ya que depende de la formación y especialidad que posean, por lo que debemos alejar la creencia de que solo están relacionados con ricos y famosos.
Cualquier persona puede acudir a sus servicios. Normalmente las personas que deciden contratar un servicio de entrenador personal buscan una persona que realmente les dé motivación, les aleje de la monotonía, y les supervise en todo momento, para asegurar la eficacia del ejercicio y evitar riesgos. De ese modo si se da con un entrenador que realmente logre alcanzar las metas, los esfuerzos económicos de la inversión de este servicio habrá valido la pena.
Además, el entrenador personal trabajará duro para lograr tus metas, se implicará y sentirás cómo los resultados se irán percibiendo.
Estos son algunos de los beneficios que obtendrás si contratas a un buen entrenador personal:

  1. El entrenador personal como educador: te enseñará cómo realizar los ejercicios de la forma correcta, cómo mejorar tus movimientos en general. No debemos olvidar que realizar los ejercicios correctamente es muy importante, tanto en la eficacia del mismo como en evitar el riesgo de lesiones.
  2.  El entrenador personal como motivador: la motivación es uno de los elementos esenciales en cualquier entrenamiento. Teniendo presente lo difícil que resulta a menudo lograr la motivación, sobre todo cuando tomamos la decisión de cambiar nuestros hábitos, la figura del entrenador personal cobra mucha importancia ya que una de sus principales misiones es mantener la motivación en las personas que se ponen en sus manos, para que logren sus objetivos y no abandonen.
  3. El entrenador personal como “controlador”: te informará de tus progresos, modificará los programas de entrenamiento según lo considere para lograr tus metas, se preocupará por ti y por las sensaciones durante el proceso. Todo esto te ayudará a esforzarte más.
  4. Según la especialización, experiencia y conocimientos del entrenador personal, éste aportará dinamismo al entrenamiento, ofreciendo diferente metodologías que evitarán que caer en el aburrimiento.
  5. La eficiencia. Solo un entrenador personal profesional y plenamente capacitado será capaz de sacar el máximo a cada sesión de entrenamiento. Este punto es importante porque normalmente la mayoría de persona no dispone de mucho tiempo para practicar ejercicio.
  6. Experiencia y formación. Es muy importante valorar estos puntos en el entrenador personal que vayamos a contratar. Una buena base teórica es muy importante (formación), pero igualmente la práctica tiene gran valor (experiencia). La una sin la otra no garantizan la validez del profesional, es muy importante comprobar estos puntos en el profesional, ya que es nuestra salud la que está en juego.

El entrenador personal puede llegar a ser una figura muy importante para nosotros, gracias a su implicación podremos lograr nuestras metas y, en definitiva, CAMBIAR NUESTRA VIDA.
Un buen entrenador personal, debe poseer conocimientos de anatomía humana, de nutrición básica, de capacidades tan importantes como la empatía, ser buen motivador, buen oyente, comprensivo y poseer un valor humano destacable, que haga que sus clientes se sientan seguros, acompañados, motivados, en definitiva, que sientan que están en buenas manos.
El buen entrenador personal es aquel cuyo éxito no solo se basa en sus ingresos sino en la satisfacción de ver evolucionar a sus clientes y cómo alcanzan sus metas.
El entrenador personal debe saber derivar cuando se presentan cuestiones que no pertenecen a su ámbito, por ello te aconsejará acudir a otros profesionales cuando así se requiera (médicos especialistas, fisioterapeutas, etc.)
¿Cómo debemos elegir un buen entrenador personal?
Su elección no debe ser a la ligera ya que en cierta forma estamos jugando con nuestra salud o bienestar físico. Por ello es importante seguir una serie de consejos antes de elegir su entrenador personal.
1. Pedir certificados y credenciales. Profundizar en la formación y conocimientos que dispone, la experiencia que posee, examinar su web personal si dispone de ella, sus redes sociales (vídeos, artículos escritos, etc.), esta es una forma muy precisa para conocer en gran medida al profesional, estudiar cómo se expresa y los temas de los que trata, etc.
2. Realizar una primera entrevista para en el primer contacto con su entrenador sopesar si se trata de un profesional bien calificado y formado. Recuerda que en tu elección debe primar el sentido común. Aprovecha la entrevista para resolver tus dudas y comprobar si el profesional cumple tus expectativas.
Debes tener en cuenta que existen entrenadores personales con diferentes especialidades, distintos estilos y formas de trabajar. Algunos entrenadores siguen un tipo de filosofía más orientada al culturismo y el aumento de masa muscular únicamente, otros enfocados en métodos tipo pilates y yoga, otros en el entrenamiento funcional, etc. Pero la verdadera esencia del entrenador personal, es que posea los conocimientos necesarios para poder adaptar un programa de entrenamiento totalmente individualizado y personalizado, según los objetivos y características del cliente.
Aunque, a la hora de seleccionar el profesional adecuado para ser nuestro entrenador personal, el valor fundamental que todos seguimos es la recomendación de amigos, familiares o personas cercanas, aunque, si no conoces a nadie que te pueda aconsejar, sigue los consejos que he mencionado anteriormente y seguro que encontrarás la persona adecuada, no olvides tomar la decisión con cabeza, ten paciencia y entrevístate con varios, compara y luego decide, también es fundamental que en el primer contacto exista cierto “feeling”, ya que el entrenador personal se convertirá en alguien importante en tu vida y es importante que exista cierta conexión.

Espero haberte ayudado y que sigas mis consejos. Ruth Cohen

 

Fotografía con Licencia Creative Commons por Bruce Stockwell

, , ,