5 enfermedades típicas del otoño y cómo prevenirlas

5 enfermedades típicas del otoño y cómo prevenirlas

El cambio climático que lleva consigo el otoño puede afectar a la salud, causando algunas enfermedades muy comunes en esta época del año. La humedad, la bajada de las temperaturas y el viento son los principales autores de que incrementen los resfriados, las infecciones respiratorias o la conjuntivitis.

En este post hemos enumerado las 5 patologías típicas del otoño y cómo puedes evitarlas:

1. Depresión. ¿El otoño deprime? Lo cierto es que nuestro cuerpo experimenta una serie de sensaciones debido a los cambios de luz y climáticos que pueden asemejarse a algunos síntomas de la depresión. La melatonina, hormona encargada de regular el sueño, se incrementa al reducirse la luz solar y, como consecuencia, la serotonina, la hormona de la felicidad, disminuye, provocando en nosotros apatía, cansancio o tristeza. ¿Cómo evitarla? Siguiendo cada mañana unos hábitos saludables que te llenarán de energía, optimismo y vitalidad.

2. Resfriado o catarro. La bajada de temperaturas debilita el sistema inmunológico, atacando a nuestras defensas y produciéndonos una de las dolencias más comunes del otoño: el resfriado o catarro. Para prevenirlas, lo más importante que debes hacer es alimentarte bien, asegurándote que tomas los nutrientes y vitaminas necesarios para que tus defensas se mantengan fuertes.

3. Conjuntivitis. Debido a la humedad producida por la lluvia y al viento aparecen con frecuencia infecciones en las mucosas y conjuntivitis. Las recomendaciones para prevenirla y no contagiarte son: no frotarte los ojos sin haberte lavado bien las manos y proteger tus ojos con gafas de sol en los días de viento para evitar que te entren partículas que estén en el aire.

4. Piel. El frío provoca afecciones en la piel, produciendo infecciones por hongos o dermatitis por sequedad. Antes de que eso ocurra debes hidratar mucho tu piel, desde dentro y por fuera, consumiendo algunos alimentos que te ayudan a protegerla y utilizando cremas específicas para pieles secas.

5. Corazón. Nuestro cuerpo realiza un gran esfuerzo para adaptarse a los cambios de temperatura y esto puede provocar un desgaste y una sobrecarga del sistema cardio-respiratorio. Haciendo deporte regularmente ayudas a fortalecer tu corazón, llegando a prevenir problemas cardiovasculares y respiratorios.

Llénate de vitalidad este otoño y protégete de los posibles achaques de la temporada.

, , , , , , , ,